A partir de este miércoles, apoyados y supervisados por organizaciones de la ONU, los migrantes del campamento de Matamoros, iniciaron en dos fases el proceso de cruce a Estados Unidos para iniciar su juicio y solicitar asilo político.

“Hoy hemos empezado la primera fase, la fase de registro, este programa no tiene una fecha final, la fecha final es cuando todas las personas elegibles en esta fase, van a entrar a Estados Unidos”, Giovanni Lepri, representante Adjunto ACNUR México.

De manera simultánea al registro, bajo las mismas carpas, a puerta cerrada se realiza la segunda fase.

“Consiste en una revisión médica, una prueba de COVID, prueba de antígeno y una orientación previa al cruce hacia Estados Unidos”, Jeremy MacGillivray, Jefe Adjunto de la Organización internacional para las Migraciones, OIM México.

Personal del Fondo de Naciones Unidas para la Infancia UNICEF, de la Oficina del Alto Comisionado de la Organización de Naciones Unidas para atención a Migrantes ACNUR y de la Organización Internacional para las Migraciones OIM, además del Comité Internacional de Cruz Roja prepara el primer grupo de migrantes que cruzaría hacia Estados Unidos.

“Estaremos acompañando diariamente a las personas hacia el cruce fronterizo, obviamente es una prioridad que las personas puedan cruzar de una manera segura, sin COVID”, Jeremy MacGillivray, Jefe Adjunto de la Organización internacional para las Migraciones, OIM México.

Aún que no hay fecha de cruce, la ilusión de los migrantes en el campamento no decae.

“Estamos emocionados y decididos a esperar el tiempo que sea necesario, si nos dicen que tendremos que esperar un poco más, pues se va a tener que esperar, no queda de otra”, Luz Torres, migrante Peruana.

“Van a ser grupos pequeños, al principio es un tema de ver que todo funcione bien, va a ser en los próximos días, pero no le puedo dar todavía la fecha”, finalizó Giovanni Lepri, Representante Adjunto ACNUR México.

Mientras en el campamento se prepara el cruce legal y ordenado, otros migrantes en Matamoros son deportados por el gobierno de Estados Unidos, tras intentar cruzar sin solicitud de registro ante el ACNUR.

Se estima que hasta este miércoles, más de 12 mil personas se han registrado y más de 2 mil ya tienen citas confirmadas en la página del ACNUR.